2015/01/06

| UDALETXEA | IRITZIA: UN AÑO POLÍTICO QUE ACABA, UNA FORMA DE ENTENDER LA POLÍTICA QUE CONTINUA.

El pleno del 29 de diciembre puso fin al 2014 como año político, pero no acabó con una forma de entender la política a la que por repetitiva uno no acaba de acostumbrarse, porque ni comparto ni puedo  entender de quien aspira a volver a gobernar nuestro Pueblo - eso dicen ellos - cuatro años después de dejar de mandar en Laudio, y es que en el último pleno quedó de manifiesto, una vez más, que, a pesar de llevar más de tres años de legislatura, hay grupos y concejales que recurren a comentarios y prácticas pensadas mas en la próxima contienda electoral que en los intereses de las y los vecinos. Lo único claro es que algunos lideres locales ven ya amortizado su papel político y acuden a este tipo de prácticas como forma de quemar las naves de una travesía política que se acaba cronológicamente para los demás, pero que políticamente ha acabado con ellos.

El espíritu navideño propio de las fechas brilló por su ausencia. Los típicos buenos deseos de paz, hermandad y amor quedaron diluidos en un mar de falsas acusaciones contra BILDU Laudio, su equipo de gobierno y su gestión. Términos como "practicas gangsteriles", "tener secuestrados informes", "comportamientos amenazadores para con trabajadores al tratar situaciones concretas" ,"petición de renuncia a la tutela judicial efectiva" y ese gran clásico: "la opacidad de BILDU Laudio" fueron una constante del pleno.  Los villancicos son a las navidades lo que la acusación de opacidad es a EAJ-PNV, esto es, el 22 y 23 de diciembre gustan, incluso hacen gracia, pero ya para el 6 de enero, resultan pesados.

"Cuestiones procesales" como el nombramiento de abogado y procurador en el recurso interpuesto por Delegación del gobierno contra la valoración de puestos de trabajo quiso, nuevamente, plantearse por parte de EAJ-PNV y Txaro SARASUA como una reválida del pleno de 02 de junio que  aprobó el plan estratégico de recursos humanos del ayuntamiento de Laudio. Conviene recordar que personarse en ese contencioso supone defender los derechos de las y los  trabajadores municipales a tener una valoración de puestos de trabajo. Algo que es un derecho, reconocido por la ley y que, en el caso de Laudio, además, es una exigencia reconocida por una sentencia. La portavoz socialista y el partido jeltzale se han convertido en los mejores aliados de un delegado de gobierno que busca con este tipo de recursos atacar la autonomía local, imponer un política de austeridad frente al cumplimiento de los derechos de las  y los trabajadores a tener una valoración. Casi 15 años han tenido que pasar para que los trabajadores municipales puedan contar con una herramienta que valore, en base a criterios técnicos , su puesto de trabajo desde un punto de vista económico y que en su conjunto corrija las desigualdades existentes entre puestos de igual categoría. ¿Eso es crear un problema, como se nos señalaba en el pleno? Al contrario. Hemos sido BILDU Laudio quienes hemos puesto fin y solución a un problema al que EAJ-PNV fue incapaz de dar una respuesta desde el dialogo con la representación social; ni una sóla reunión para tratar el tema en la legislatura 2007-2011 con el EAJ-PNV mandando. Su incapacidad nos ha supuesto, únicamente en gastos de abogado y procurador como consecuencia de la demanda de un trabajador, la cifra de TRES MIL EUROS, de dinero o recursos públicos, que pagan a escote las vecinas y vecinos de Laudio, Sra. SARASUA, para acabar reconociendo Y ABONANDO su puesto valorado a la fecha de sentencia con retrasos. 

Gobernar es tomar decisiones y, en cierto modo, parte de la responsabilidad que como equipo de gobierno a BILDU Laudio le corresponde se basa precisamente en eso, en adoptar decisiones como la que nos llevó a aprobar el plan estratégico de recursos humanos, que incluía la valoración. Un plan que técnicamente recogía la misma estructura que el que otros ayuntamientos como Irún, gobernado por PSE, aprobaron esta misma legislatura. Estos pequeños gestos demuestran quien está a la altura de gobernar y quien ha renunciado a hacerlo o prefiere acudir al discurso mas populista, yendo incluso contra sus propios principios ideológicos, apelando al coste económico frente al ejercicio de un derecho que le corresponde a todo trabajador municipal. Desde luego, que si existe un cielo proletario, Rosa Luxemburgo, Dolores Ibarruri y el propio Karl Marx deben estar llorando al ver lo que hacen quienes se definen como defensores de los trabajadores. Curiosa forma de defender a los trabajadores, negándoles un derecho.

Temas de interés general como las mociones sobre el uso político de la inmigración, privatización del registro mercantil, ley de aportaciones, quedaron en un segundo nivel por las acusaciones de prácticas gangsteriles en el caso de la empresa de servicios informáticos que lanzó el EAJ-PNV contra BILDU Laudio y el equipo de gobierno. Desconozco cuál es el número de proveedores con los que cuenta el ayuntamiento de Laudio. Estoy seguro de que son muchos. Pero para el PNV sólo es merecedor de atención una empresa, hasta el punto de llegar a presentar una moción en la que se nos decía qué tipo de pliegos de contratación tenía que presentar el equipo de gobierno. ¿Recuerdan las profecias de apocalipsis total si se prestaba desde lo público el manteniento informático? y ¿Qué pasó? Nada. Los falsos profetas entienden de una manera muy PARTICULAR el interés general. A cualquier empresa proveedora de servicios de cualquier institución ya le hubiera gustado tener un trato tan correcto desde el día de la adjudicación del servicio hasta el último de la misma. Adjudicación que tiene una fecha de caducidad. Nada de rescisiones unilaterales. Por cierto, como principio general, ninguna empresa, por muy humilde que sea, va a determinar cuál es la política de recursos humanos de ninguna institución en la que gobierne EH BILDU. La externalización de servicios públicos no va a ser aprovechada para ser la puerta de atrás en el acceso a la función pública. La defensa de lo público y del interés general pasa precisamente por eso, en las contrataciones publicas: principio de libre concurrencia y en el acceso a la función  pública: principios de igualdad, mérito y capacidad.

Y sobre la opacidad, el PNV y demás... proximamente pondremos luz.

Urte berri on !


Iñigo Mtnez Cerrillo



iruzkinik ez:

Argitaratu iruzkina

| BIDEO | AGIRRE LEHENDAKARIA KATALUNIAN

HARREMANETARAKO INPRIMAKIA / FORMULARIO DE CONTACTO

Izena

Helbide elektronikoa *

Mezua *